El Mundo es de los Valientes…

10454923_847196225301871_37425632950799772_n

 

Aunque últimamente da la sensación de que el mundo que conocemos no gana para sustos, creo que va siendo hora de que alguien levante un poco la voz.  Parece como si la “ideología del miedo” fuese últimamente mas rentable que nunca. Al menos en estos 7 últimos años, da la sensación de que ha sido ésta la tendencia mas aparentemente visible de entre todas las posibles.

Y el caso es que todo parece orquestado al unísono por una mente maquiavélica. Porque los hechos se han venido sucediendo a un ritmo tal, que parecen ajustarse a alguna lúgubre partitura…

A pesar de los abundantes avisos que hubo previos, en todos los campos referentes (tirad de bibliografía…), se les hizo caso omiso, y nuestras sociedades vivieron un sueño del que no querían ser despertados. Léase como ejemplo el libro de Joaquín Estefanía, “La economía del miedo”, editorial Galaxia Gutenberg, publicado el 28 de noviembre del 2011…

Finalmente, la avalancha llegó y como siempre, cogió primero a los mas despistados. Apareció una crisis económica que cambió todas las estructuras supuestamente intocables de nuestra sociedad, de manera que tardarán posiblemente generaciones para volver al punto de partida. Pero a esa ideología del  miedo se apuntaron todos los actores posibles, desde los políticos y económicos, a los religiosos y culturales…

Ahora, al final de una sacudida que ha sido llevada al límite de nuestras sociedades, dicen que hay cambio de ciclo y que comenzará una remontada, cuando la realidad es que no solo las economías han cambiado. En todos los campos se encargan bien de recordarnos que nuestro mundo se ha vuelto mas inestable e inseguro que nunca. Y a consecuencia de esto, también se han readaptado los sistemas de salud, las prioridades sociales, las medidas policiales y hasta las guerras y terrorismos. Porque ahora éstos últimos, se han convertido tan “trending topic” como antes lo era “Gran Hermano”…

Ya casi nadie habla del colapso energético, porque se supone superado (¿repentinamente?… ya…). O la debacle ambiental. Ahora interesa recalcar que no estamos seguros ni comprando en nuestro supermercado de la esquina. Y todo de manera súbita… oh!! pobres, nadie se lo podía esperar…

Pues si, hubo gente que sí, y a éstos no nos pillaron con el paso cambiado. Lo vimos y nos preparamos cual “Noes con sus Arcas”. Y sí, tuvimos que escuchar alguna sonrisita mientras… Pero de la misma manera, que lo vimos venir, ahora vemos como el miedo es política y socialmente rentable y se potencia siempre que se puede porque es el caldo de cultivo para el conformismo y la mansedumbre colectiva.

Y no es que antes no existiese. La prudencia siempre fue una de las primeras virtudes que nuestros padres quisieron grabar en  nuestras mentes. Por supuesto. Pero es que ellos pasaron hambre, de la de verdad, y nosotros, hasta esta crisis, no. Y parece confirmarse como una eficaz herramienta a la hora de modificar las mentes de manera masiva, probablemente. Por eso precisamente, hay que estar bien atento. Recuerdo como alguien siempre me repetía que “la prudencia y el valor, cuando van de la mano, llegan mucho mas lejos que por si solos”… Otros hubo que prefirieron hermanar la prudencia con el miedo. A estos, hace tiempo que les perdí el paso desde donde alcanza mi vista. La última vez que los vi, estaban resoplando angustiados por el miedo a no perder un trabajo que no les llena, miedo a no agradar, miedo a perder una pareja que no aguantan (“mas vale pájaro en mano”…), miedo a perder el paro, miedo a los cambios, miedo al fracaso… Siempre va ha haber personas dispuestas a recordarte que tus sueños y aspiraciones son inalcanzables y te espera la mayor de las caídas. Pues va a ser que unas veces si, pero otras veces, no.

Por eso mismo, me rebelé en su momento y lo hago ahora. De haberles hecho caso, no habría salido de mi pequeña ciudad, ni habría cometido ni la mitad de errores y aciertos que cometí. No, no es el momento del miedo, sino del valor. Valor en luchar por lo que nos corresponde, por nuestra libertad y respeto mutuo. Coger los retos que se nos presentan todos los días y mirarlos a la cara, con la determinación de que lo imposible es solo improbable hasta que no damos el primer paso. Desempolvar nuestras manos y nuestra imaginación para afrontarlos, asumiendo sus riesgos con la conciencia despierta, porque si no lo intentamos al menos, el fracaso está asegurado. Pero si nos ponemos a ello, nos damos a nosotros mismos una oportunidad. El mundo es de los Valientes…, y a los Conformistas solo les corresponde el papel de “espectadores” de este teatro. De nada sirve quejarse al final del partido si no tuviste el coraje de participar en el juego. Valor para mejorar lo mejorable y desterrar la estupidez. Solo así podrán evolucionar nuestras sociedades, y nosotros con ellas…

Recuerdo como hace unos años, decidí llevar a mis hijos a Egipto. Y como prácticamente no se lo dije a nadie de mi familia. Ya sabía lo que me iban a decir, así que ya se lo contaríamos a la vuelta. Creo recordar que tenían entre 8 y 10 años. Reconozco que ya estaban algo acostumbrados, pues desde que abrieron los ojos, solíamos irnos a nuestra casa de Marruecos, pero este viaje fue especial, y desde entonces mis hijos no han parado de viajar y siguen creciendo…, en mas sentidos que no son solo su “tamaño”… Aún hoy nos partimos de la risa al recordar como David echó “la pota” justo al lado de la máscara de oro del faraón Tutankamon, en el museo arqueológico del Cairo. A veces comentamos que nadie mas que él, en este planeta, puede decir que le vomitó a Tutankamon. Si, claro, cogió una “gastroenteritis de caballo”, pero eso formará parte siempre de su propia historia… y de la mía… lo mismo que para Gabriela lo fue el tomar un falafel en pan de pita, a la sombra de las pirámides…

Aprendieron que el valor de los ignorantes es suicida, pero el miedo de los cobardes también…

Al menos, es para pensárselo un poquito ¿no?. Bueno, pues para eso bien sirve un fin de semana… Buen finde!!!! 😉

 

Peter.

David-jordan-525221-xl2

Anuncios

3 comentarios en “El Mundo es de los Valientes…

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s